Eficacia de la guanfacina en niños con TDAH y trastornos comórbidos por tics

Boletín Psicoevidencias nº 55
ISSN 2254-4046

PREGUNTA COMPLETA

¿Es eficaz el tratamiento con guanfacina en niños con TDAH y trastornos comórbidos por tics?

PREGUNTA PICO

Población: niños con TDAH y trastornos comórbidos por tics.
Intervención: uso de guanfacina.
Resultado: eficacia en el tratamiento de ambos trastornos.

ESTRATEGIA DE BÚSQUEDA

Se realizó una primera búsqueda en PubMed utilizando los siguientes descriptores (MeSH terms): “ADHD” AND “guanfacine” AND “tics” OR “tics disorders”. Se filtraron los resultados con un límite temporal de los últimos doce años. En dicha búsqueda se obtuvieron 13 resultados, de los cuales se seleccionaron inicialmente 4 artículos por adecuarse a la pregunta PICO. Sin embargo, dos de ellos tras su lectura no fueron incluidos por estar recogidos en una revisión sistemática más actualizada. Finalmente, se seleccionaron dos revisiones sistemáticas.

Posteriormente, se repitió la búsqueda utilizando los mismos descriptores y límite temporal en Epistemonikos y en la Cochrane Library, sin obtener resultados adicionales.

RESUMEN DE LA EVIDENCIA

En la primera revisión sistemática de 2018 se incluyeron ocho ensayos controlados aleatorios para evaluar la eficacia de los tratamientos farmacológicos para el TDAH en niños con trastornos de tics comórbidos. Se concluye que la guanfacina (junto con otros tratamientos: metilfenidato, la clonidina, desipramina y la atomoxetina) parece reducir los síntomas del TDAH en los niños con tics comórbidos, aunque la calidad de la evidencia disponible era baja. Por otro lado, señala que los estimulantes pueden exacerbar los tics en casos individuales, aunque no de manera global. Por lo que, el tratamiento con agonistas alfa o atomoxetina puede ser una alternativa (1).

La segunda revisión, recoge diferentes escenarios clínicos de actuación en función de la gravedad del trastorno comórbido por tics. De forma, que la evidencia apoya el uso de agonistas alfa- adrenérgicos (incluida la clonidina y la guanfacina), junto con la atomoxetina y diferentes metilfenidatos. En los casos de tics graves podrían beneficiarse de antipsicóticos apíticos, como la risperidona o el aripiprazol. No obstante, señala que se debería individualizar cada caso para elegir el tratamiento más adecuado (2).

CONCLUSIONES

La evidencia encontrada sugiere que el uso de guanfacina en pacientes con TDAH y trastorno de tics comórbidos puede ser eficaz, al igual que otros fármacos para el TDAH tanto estimulantes como no estimulantes. Por otro lado, en una de las revisiones, se señala la posibilidad de conseguir mejores resultados utilizando de forma combinada agonistas alfa-2 y estimulantes que ambos por separado.

Sin embargo, los hallazgos encontrados reflejan que la evidencia aún es baja y que la decisión terapéutica en la práctica clínica debe individualizarse en cada caso y en función de la gravedad de los tics.

EVALUACIÓN DE LA EVIDENCIA

Grado Estudio Número
1 Revisión sistemática/Metaanálisis 2
2 Ensayo clínico aleatorizado 0
3 Cohortes/Casoscontroles 0
4 Opinión de expertos 0
G Guías de práctica clínica 0

REFERENCIAS

(1) Osland ST, Steeves TD, Pringsheim T. Pharmacological treatment for attention deficit hyperactivity disorder (ADHD) in children with comorbid tic disorders. Cochrane Database Syst Rev. 26 de 2018;6:CD007990.
(2) Ogundele MO, Ayyash HF. Review of the evidence for the management of co-morbid Tic disorders in children and adolescents with attention deficit hyperactivity disorder. World Journal of Clinical Pediatrics. 8 de febrero de 2018;7(1):36-42.

AUTORÍA

Cristina Romero Pérez. FEA Psiquiatría. Hospital Universitario de Jerez de la Frontera, Cádiz.
Asunta Torres Laborde. Residente de Psiquiatría. Hospital Universitario de Jerez de la Frontera, Cádiz.
Ismael González Milla. Residente de Psiquiatría. Hospital Universitario de Jerez de la Frontera, Cádiz.